Habeas Corpus

Cuanto quise saber sobre justicia
la televisión me lo ha enseñado:

¡Alto, Policía! Es una urgencia;
ponga las manos sobre el capó
y abra las piernas. En beneficio
de la Seguridad Nacional
tiene derecho a permanecer.
En silencio.




Se aceptan todas las interpretaciones, tanto crítica social como mal chiste para los sufridos guionistas del porno (si es que los hay). Todo es cuestión de perspectiva.

2 Comments:

(!) hombre perplejo said...

Yo he aprendido tanto de la justicia con el cine y la tele que una noche, viendo "Yo acuso" de Hitchcock, estaba tan inmerso en la trama que en una de las secuencias, cuando el tipo del tribunal anuncia que entra el juez y ordena a todos que se pongan en pie, yo me levanté de la butaca ante el asombro de mi familia. No fue hasta que ellos me hicieron ver lo que había ocurrido que me di cuenta de hasta qué punto estaba atrapado por la justicia catódica...

Farándula said...

¡Madre mía!, lo tuyo sí que es grave Perplejo xD.